Reseña de La noche anterior al cierre el museo fue plenilunio, de Carmen Turrent

Reseña de La noche anterior al cierre el museo fue plenilunio, de Carmen Turrent

RESEÑA en Xornal de Galicia.

Yo había oído de las momias de Guanajuato, solo oído, y de la historia que contaba mi mamá acerca de una tía nuestra que era momia y estaba en El Chopo, ¡una tía momia en El Chopo! Ni más, ni menos. Helena y yo comentamos la noche anterior a la visita al museo que a ver si la encontrábamos, que a ver cómo era, y esas cosas morbosas. Bromeamos. A ver a quién se parece, le dije a Helena. Y nos reíamos a carcajadas. Segurito que a ti, me contestó. Y nos quedamos serias un rato, madamas imaginando a nuestra tía la momia ahí, pobrecita, con las demás momias frías, enseñando los dientes.


Mi mamá nos había narrado con lujo de detalles la historia de nuestra tía la momia. Se llamaba Marcela. Lo que le había pasado en Tlalpujahua nos ponía la piel chinita. También supimos por ella la causa de su muerte y su llegada a nuestra casa. Ahí mismo donde estaba el amasijo, donde mi mamá fundó su panadería: La Esperanza. Sí, en aquella casona del centro de Azcapotzalco donde nacimos y crecimos Helena y yo, Mario, Socorro, Carmelita e Imelda, nuestros hermanos mayores. ” (Fragmento de La noche anterior al cierre el museo fue plenilunio, La Equilibrista, 2020)

Lee la reseña completa aquí.

Deja una respuesta

Quick Navigation
×
×

Carro